¿Te mudas? Cómo guardar objetos frágiles

0

Una de las tareas más terroríficas a la hora de preparar nuestras pertenencias para la mudanza es la de empacar objetos frágiles, como los adornos del arbolito de navidad, piezas de porcelana o de vidrio, en fin. ¿Cómo podemos hacerlo sin riesgo a que lleguen rotos o estropeados a su nuevo destino? Sigue nuestros consejos y correrás menos riesgos a la hora de empacar.

1. Envuelve: no hay escapatoria. La mayoría de estos objetos deben envolverse cuidadosamente para protegerse de las rupturas que puede causar el que choquen entre sí, o de una caída accidental. Lo tradicional es envolverlos en papel periódico, pero también pueden comprarse tiras de plástico con burbujas para protegerlos.

2. Guárdalos en un ambiente amable: sabemos que lo mejor es guardar los objetos por categorías para organizarte mejor, pero en la etiqueta de una caja bien podrías poner «Toallas y copas». La combinación puede parecer extraña, pero tendrás la seguridad de que no se romperán, pues si se mueven o chocan lo harán dentro de una superficie muy suave y segura.

3. Recipientes creativos: Los objetos más pequeños, como esferas de navidad, velas, adornos o cajitas, son los más difíciles de envolver. Para ellos puedes usar un recipiente tan inesperado como eficiente: un cartón de huevos. Colócalos en los espacios libres y después envuelve la pieza con papel, atándola con un lazo. Verás como permancen en su sitio sin romperse.