Cómo quitar el amargor a las berenjenas

0

berenjena

Hay ocasiones en las que nos ponemos a preparar berenjenas rebozadas o como guarnición con otros alimentos y, al pelarlas y esperar que podamos prepararlas, se nos han puesto más oscuras o cuando las hemos probado hemos notado que están amargas.

Un consejo que te podemos dar para estos casos es que las cortes y las dejes en remojo (con cáscara y todo) en una fuente con agua con sal durante al menos una hora. Esto lo que hace es quitarle el amargor a la berenjena y así nos sabrá mucho mejor. Además, como le dejamos la piel, ésta estará bien para comerla después (ya que lo partimos en rodajas y no es demasiada piel la que nos comemos).

Después de ese tiempo sólo tienes que escurrirlas y rebozarlas o freírlas con otros alimentos.