Cómo fabricar un doblador de camisetas

0

Para muchas y muchos doblar después de poner la lavadora, tender y recoger la ropa (y plancharla) es algo que aburre mucho y al final acabamos doblando como podemos (lo más rápido posible) sin fijarnos en si le dejamos alguna arruga (total, en cuanto te la pongas se va a arrugar…).

Pero si nos hacemos este invento seguro que doblar nos es más sencillo, más ahora que podemos poner las camisetas y jerseys en los radiadores y, cuando estén listos, pasarlos por esta maquinita.

Con ella doblarás en cuestión de segundos cualquier camiseta, seguro.