Cómo tener un despertador a prueba de fallos

0

wineglass

Por las mañanas somos muchos los que nos cuesta levantarnos y es algo desagradable en algunos casos, sobre todo cuando estás calentita en la cama y no quieres levantarte.

Muchos somos los que decimos, cuando apagamos el despertador, «5 minutos más» y esos 5 minutos, alguna que otra vez, se han convertido en un «corre que te pillo» porque nos hemos quedado dormidos y ya vamos tarde.

Es por eso que, en esta ocasión, queremos dejarte un despertador a prueba de fallos con el que, seguro, no vas a querer volver a dormir (y posiblemente tampoco lo quieras cerca.

Se trata de un despertador normal y corriente sólo que vamos a cambiarlo un poco, lo primero, introducirlo en una copa de cristal para que, de esa forma, el cristal actúe como si fuera un altavoz y, cuando suene, ya verás si te enteras del despertador.

Lo más normal es que, una vez que suene, te levantes asustado para saber de dónde viene el ruido y, claro, ya estarás despejada para empezar un nuevo día.

Via.